Scroll to top

Propósitos de Año Nuevo vs. Buenos hábitos


Barbara Philipps - 19/12/2022 - 0 comments

ASÍ FUNCIONA REALMENTE

¿Solo un propósito de Año Nuevo o un buen hábito?

Cuando se trata de vivir mucho tiempo y con buena salud, en nosotros mismos hay mucho potencial. En Buchinger Wilhelmi creemos firmemente en ello, porque una y otra vez vemos cómo nuestros pacientes experimentan grandes cambios en poco tiempo.

Con buenos hábitos, como el ejercicio, una dieta sana y equilibrio entre trabajo, ocio y tiempo para nosotros, podemos influir mucho en nuestra salud y bienestar. Por ello, en este artículo le explicaremos cómo convertir los buenos propósitos en hábitos duraderos y saludables.

¿Por qué fracasan tan a menudo los propósitos de Año Nuevo?

Muchas personas aprovechan el Año Nuevo para hacer buenos propósitos, lo que no está mal, por supuesto. Sin embargo, muy pocos se mantienen durante mucho tiempo. No en vano Goethe dijo: «El propósito es bueno, pero cumplirlo, difícil». ¿Por qué? Los buenos propósitos suelen tener que ver con un estilo de vida saludable. Según una encuesta de statista, en los Estados Unidos, la mayoría de las personas quiere hacer más deporte, comer más sano y perder peso:

Fuente: Statista; Estados Unidos, octubre – noviembre 2022; 413 respuestas; 18 años & mayores; población EE.UU. en línea, encuestados que habían hecho propósitos de Año Nuevo.

El problema es que la gente asume demasiadas cosas a la vez y se fija metas exigentes poco realistas. En cuanto queda claro lo difícil que resulta alcanzarlas, la motivación disminuye.

Por supuesto, no es necesario esperar al Año Nuevo para cambiar de estilo de vida. Tenemos esta opción cada día y cada minuto de nuestra vida. Y mejor que cualquier noble propósito de Año Nuevo es crear un buen hábito.

→ Ir directamente a nuestros consejos sobre cómo hacer realidad los buenos propósitos.

Los buenos hábitos nos llevan más lejos que los buenos propósitos

El subconsciente nos controla la mayor parte del día: nuestros hábitos determinan alrededor del 40 % de nuestro comportamiento. Por ello es muy importante suprimir los malos hábitos y adoptar otros saludables. El diccionario define la palabra «hábito» como «modo especial de proceder o conducirse adquirido por repetición de actos iguales o semejantes, u originado por tendencias instintivas». Los hábitos están tan arraigados en nuestro subconsciente que los realizamos automáticamente y los consideramos parte de nuestra rutina sin pensar demasiado en ellos. Sin embargo, hacen falta muchas repeticiones para que una acción se convierta en un hábito.

Por ello, en lugar de proponernos un cambio radical de cero a cien, deberíamos incorporar gradualmente a nuestra vida los hábitos saludables, a ser posible, de forma que podamos ponerlos realmente en práctica y repetirlos con regularidad, ya que de lo contrario nuestro plan corre el riesgo de fracasar. Por ejemplo: «Voy a ir al gimnasio cinco días a la semana en el nuevo año» es un objetivo difícil de cumplir si apenas se ha hecho ejercicio antes. Por esta razón es más fácil empezar con paseos diarios o con una breve sesión de entrenamiento durante el descanso del almuerzo para establecer el ejercicio como un hábito y a partir de ahí ir aumentando poco a poco el nivel de exigencia.

Buchinger Wilhelmi, Fasten, Heilfasten, Fasting, Health, Integrative Medicine, beheizter Pool, Schwimmen

Cuando se trata de deporte, alimentación sana o gestión del estrés, en Buchinger Wilhelmi tenemos muchos consejos para usted. En nuestro canal de YouTube encontrará información directa de nuestros expertos sobre temas relacionados con el ayuno, la salud y la nutrición. La experiencia ha demostrado que el ayuno es la forma perfecta de adoptar nuevos hábitos saludables y de mantenerlos a largo plazo. Aunque lo ideal es una estancia de cierta duración en una de nuestras clínicas de ayuno, un programa de cinco días con nuestra BOX de AYUNO para el hogar también puede ser un gran comienzo para un cambio de estilo de vida saludable.

El ayuno puede ayudar a desarrollar hábitos saludables

Cualquier momento es bueno para ayunar; da lo mismo que sea invierno, verano, año viejo o año nuevo. Sí es importante, sin embargo, que cada persona elija el momento adecuado en el que pueda disponer, también mentalmente, del tiempo necesario para vivir esta experiencia tan especial. El ayuno va más allá del aspecto puramente físico. También es beneficioso para el espíritu. Para prepararse mejor mentalmente para el cambio, la experiencia del ayuno puede ser una forma muy útil de fijar el rumbo, porque durante el ayuno se reflexiona, la mente se serena, se hace ejercicio y se desacelera. En nuestras clínicas ofrecemos, entre otras cosas, cursos de meditación y atención plena.

Esto es lo que podemos confirmar después de una larga experiencia:

Una cura de ayuno más larga (10 - 14 días) puede ayudar a conseguir un cambio de vida positivo. Aunque el cambio no dure para siempre, ya es muy satisfactorio, por ejemplo, haber comido más sano o haber hecho más ejercicio durante medio año.

Quien quiera centrarse de nuevo en su salud después de Navidad y Nochevieja, puede aprovechar el cambio de año para hacer una cura de ayuno. Si no puede acudir a una de nuestras clínicas, nuestra BOX de AYUNO para el hogar es la mejor manera de seguir beneficiándose de nuestra experiencia y acercarse poco a poco al tema del ayuno. Aquí encontrará más información sobre nuestra BOX de AYUNO.

Si, por el contrario, desea vivir la experiencia completa in situ, puede reservar una estancia con nosotros en cualquier momento. Tal vez su propósito de Año Nuevo sea reservar una cita para la fecha que elija más adelante en el año y prepararse conscientemente para ello.

Siete consejos para adoptar buenos hábitos duraderos

Sean cuales sean sus propósitos (para empezar el nuevo año o en otro momento), queremos ayudarle a desarrollar y mantener buenos hábitos para su cuerpo y su mente. Por ello, hemos reunido los consejos que han demostrado ser más eficaces y que pueden ayudarle a conseguir lo que se haya propuesto:

Póngase objetivos realistas

Divida los planes muy ambiciosos (correr una maratón) en etapas más pequeñas (salir a correr todos los días y aumentar poco a poco la distancia).

Comparta su objetivo con otras personas

No solo se sentirá más motivado al tener ocasión de mostrar sus progresos, sino que también quizá reciba consejos útiles.

Vincule su nuevo hábito a uno ya establecido.

Como cepillarse los dientes por la noche. Por ejemplo: le gustaría escribir en su diario todos los días. A partir de ahora hágalo justo antes de cepillarse los dientes para que así no se le olvide ni lo posponga.

No se proponga demasiadas cosas a la vez

Los seres humanos necesitamos entre 66 y 90 repeticiones –dependiendo de la complejidad– para que un comportamiento se convierta en rutina y pase a nuestro subconsciente. Así lo demuestra un estudio del University College de Londres.

No abandone, aunque a veces le resulte difícil

Implantar un nuevo comportamiento no siempre es fácil porque el cuerpo se siente cómodo en los patrones conocidos. Sin embargo, la repetición es la clave del éxito. Si un día comete un desliz, vuelva a hacer bien las cosas el día siguiente. Recuerde lo que dijo el escritor James Clear (famoso por su libro «Hábitos atómicos »): «Las buenas decisiones crean oportunidades. Los buenos hábitos aprovéchalos al máximo».

Busque apoyo

Por ejemplo, a través de nuestro canal de YouTube, un libro sobre el tema de que se trate, un foro o un entrenamiento en línea con nuestros psicólogos, entrenadores y nutricionistas. Compartir con otras personas puede hacer maravillas.

¡Diviértase y dese una recompensa!

Si siente que tiene una obligación que cumplir, le resultará más difícil alcanzar sus objetivos. Busque un deporte que le atraiga o compre un libro de cocina inspirador con recetas saludables que le motiven. Considere sus nuevos hábitos como un activo, porque lo son, ¡así que siéntase orgulloso de usted mismo!