Scroll to top

¡Celebramos 100 años de ayuno Buchinger!


Steffanie Hornstein - 31/07/2020 - 0 comments

Otto Buchinger: un pionero del ayuno

Hoy, 02.08.2020, hace exactamente cien años, el Dr. Otto Buchinger, fundador de las clínicas Buchinger Wilhelmi, trató a su primer paciente en la clínica “Kurheim Dr. Otto Buchinger”, en Witzenhausen.

Hasta el día de hoy, el programa Buchinger Wilhelmi se basa en el ayuno terapéutico clásico Buchinger, ampliado con elementos y métodos de la medicina integrativa e impulsos inspiradores para la mente y el espíritu. Nuestro método se actualiza continuamente en cooperación con centros de investigación universitarios, atendiendo también a los rápidos progresos realizados en los últimos años en la investigación internacional sobre el ayuno.

 

YouTube

Al cargar el vídeo, acepta la política de privacidad de YouTube.
Más información

Cargar vídeo

 

¿Cómo surgió el ayuno terapéutico según el Dr. Otto Buchinger?

 

Médico, filósofo, pionero del ayuno terapéutico: el Dr. Otto Buchinger vivió una vida agitada en tiempos agitados. Nació en Darmstadt en 1878 hijo de un funcionario. Estudió Medicina, se doctoró y participó en la primera guerra mundial como médico de la Armada, hasta que en 1917 una poliartritis reumática severa le obligó a dejar el cargo.

En poco tiempo, su movilidad se vio tan limitada que tuvo que abandonar el Ejército por invalidez. El padecimiento personal y la impotencia de la medicina académica le llevaron a probar terapias alternativas. En 1919 se sometió a una cura de ayuno con el Dr. Riedlin, que en Friburgo prescribía el ayuno terapéutico según métodos tradicionales. El éxito fue rotundo; el tratamiento le salvó la vida, que desde entonces dedicó al desarrollo metodológico de una ayunoterapia basada en la medicina.

Como médico, centró su atención en todos los aspectos de la medicina integral. Como hombre espiritual, se interesó por la conexión entre las fuerzas autocurativas psíquicas y físicas. Como fundador del ayuno terapéutico, combinó ambos enfoques en un método integrativo -el ayuno terapéutico Buchinger-, que comenzó a aplicar con excelentes resultados a partir de 1920 en diferentes lugares y siguió desarrollando a lo largo de su vida. En 1935 publicó “El ayuno terapéutico”, su obra principal, que todavía hoy es una referencia. En ella, el “pionero del ayuno” ofrece descripciones sistemáticas de la fisiología del ayuno y de las enfermedades para las que está indicado el ayuno.

Entre otras actividades, el Dr. Buchinger celebraba “consultas colectivas”, en las que, por ejemplo, se interpretaba música de Beethoven o se recitaban poesías de Goethe y Rilke, pues estaba convencido de que “para el ser humano, tan importante como el alimento material es el alimento espiritual y cultural”. Por ello, concebía el ayuno bajo supervisión médica y en una atmósfera inspiradora no solo como una medida puntual para corregir desequilibrios de la salud, sino más bien como un camino. Como el “camino real del arte terapéutico integrativo”, capaz de orientar al ser humano de modo duradero hacia un estilo de vida más consciente y hacia las fuentes de sus propias fuerzas autocurativas.

Por haber sido capaz de allanar ese camino, en 1953 recibió la Cruz al Mérito de la República Federal de Alemania.

 

Ayuno terapéutico en una clínica junto al lago de Constanza

 

Con su hija María y su yerno Helmut Wilhelmi, ese mismo año, Otto Buchinger fundó una clínica en Überlingen, junto al lago de Constanza, de la que fue director médico durante algunos años todavía. El ayuno periódico siguió siendo para él una necesidad hasta el final de sus días, además de una fuente de energía para una vida larga, saludable y activa, durante la cual consiguió muchas cosas antes de dejar este mundo en 1966, a la edad de 88 años.

Los sucesores directos del Dr. Otto Buchinger fueron el Dr. Heinz Fahrner, el Dr. med. Hellmut Lützner, la Dra. Gisela Falzone y el Dr. Karl Spießke.

Tanto el Dr. Heinz Fahrner como el Dr. Hellmut Lützner han publicado numerosos artículos en revistas especializadas. La siguiente generación de médicos está representada por la Dra. Françoise Wilhelmi de Toledo y el Dr. José Manuel García-Verdugo, que han diseñado el programa actual.

El Dr. Lützner se interesa sobre todo por el ayuno terapéutico como cura de recuperación de las personas sanas y no solo como método para tratar enfermedades.

 

De Überlingen a Marbella

 

La historia del ayuno da un salto a España en 1973, cuando María Buchinger-Wilhelmi y su esposo, Helmut Wilhelmi, inauguran una segunda clínica de ayuno en Andalucía. Con pasión y esfuerzo, María, considerada la “Gran Dama del Ayuno”, convirtió la clínica en la empresa extranjera más grande y exitosa de la Costa del Sol. Como reconocimiento de su labor, en 1995 fue galardonada con la Cruz al Mérito de la RFA, como lo había sido su padre en 1953. En 2003, la Asociación de Empresarios de Marbella la nombró empresaria del año, siendo la primera mujer y la primera extranjera en merecer esa distinción.

 

100 años de ayuno terapéutico Buchinger: aplicar lo acreditado, integrar lo nuevo

 

Desde su fundación, tanto la clínica de Baden-Württemberg como la de Marbella, están en manos de la familia. Hasta 2017, la tercera generación dirigió ambas clínicas: en Marbella, Jutta Rohrer y su marido, Claus Rohrer, continuaron la obra de María y Otto Buchinger, madre y abuelo de Jutta, respectivamente. Desde 1985, la clínica del lago de Constanza está dirigida por Raimund Wilhelmi, hijo de María Buchinger, y su esposa, la Dra. Françoise Wilhelmi de Toledo.

A lo largo de los años, las dos clínicas se han ampliado y mantenido constantemente actualizadas de acuerdo con los últimos avances de la ciencia y la investigación.

La Dra. Françoise Wilhelmi de Toledo está considerada a nivel mundial como una de las expertas en ayuno más prestigiosas; ha publicado numerosos escritos sobre este tema y ha celebrado acuerdos de cooperación internacionales con clínicas y universidades de todo el mundo.

La Fundación Maria Buchinger, creada en 2011, fomenta la investigación científica y la documentación del ayuno terapéutico. A tal fin, adjudica proyectos de investigación y financia actividades de investigación, formación e información.

 

Varios estudios demuestran la eficacia del ayuno terapéutico

 

Bajo la dirección de la Dra. Françoise Wilhelmi de Toledo, el departamento de Investigación de la clínica trabaja actualmente en diversos estudios. A principios de 2019 se publicó el que hasta ahora es el estudio científico más amplio sobre el efecto del ayuno Buchinger. Durante el mismo se hizo el seguimiento de 1.422 ayunantes y se documentó que el ayuno según el método Buchinger es seguro y terapéuticamente eficaz y que aumenta el bienestar físico y emocional. Otro estudio se centra en la acumulación patológica de grasa en el hígado, que puede reducirse mediante el ayuno Buchinger y, por tanto, prevenir la cirrosis. Otros estudios se ocupan del efecto del programa de ayuno Buchinger Wilhelmi sobre el rendimiento muscular y el microbioma, respectivamente.

 

100 años de Buchinger: tradición y modernidad

 

Entretanto hemos llegado al 2020 con 100 años de experiencia sobre el ayuno. Tanto la clínica de Marbella como la de Überlingen están dirigidas hoy por la cuarta generación. El 1 de marzo de 2019, Leonard Wilhelmi, bisnieto de Otto Buchinger, asumió la dirección de Überlingen. A su vez, la dirección de la clínica de Marbella corre a cargo de Katharina Rohrer-Zaiser y su primo Victor Wilhelmi. Un total de más de 200 colaboradores en Marbella y 350 en el lago de Constanza se ocupan del bienestar de los pacientes. Junto con 18 médicos y médicas, los descendientes de Otto Buchinger trabajan por seguir construyendo la historia del ayuno en beneficio del bienestar y la salud de más de 6.500 pacientes al año.

Más acerca de Buchinger Wilhelmi

 

Post a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *